Viena Austria

Generalmente es Alemania el destino habitual para irse a aprender alemán, ya que es un país grande y ofrece variedad de opciones, además de ser la cuna de la lengua alemana. Sin embargo, en Austria también se habla perfecto alemán y podemos encontrar una ciudad tan preciosa como Viena, una de las ciudades más bonitas del centro de Europa y que destaca por su gran belleza y calidad de vida.

En este post nos gustaría darte algunas razones por las que puede ser interesante para ti aprender alemán en Viena en lugar de escoger otro destino diferente. Sabemos que cada cual tiene sus gustos y lo importante es ir a aquel lugar que más te llame la atención, pero si estás indeciso, esperamos que Viena sea el aliciente que necesitas para ir a practicar tu alemán.

Ventajas de aprender alemán en Viena

Empecemos por el principio: ¿qué es lo que necesita tener una ciudad para ser un buen destino para aprender un idioma? Primero de todo, que los hablantes de ese idioma sean nativos. Y segundo, que esa ciudad te ofrezca por su estilo y características todas las comodidades para que puedas disfrutar de tu estancia y te encuentres motivado par aprender el idioma.

Viena cumple estos dos requisitos, pero además, es una ciudad incomparable donde es inevitable sentirse abrumado y asombrado por la gran belleza de sus edificios, sus calles y su ambiente elegante y palaciego. Todo el mundo que va dice que es un lugar donde se puede disfrutar de un verdadero bienestar y pasárselo realmente bien, además de que posee una riqueza cultural increíble.

Para los amantes del arte, la música clásica y los palacios, Viena es un verdadero paraíso. El Palacio Belvedere, el Palacio Imperial de Hofburg, la Ópera de Viena o el Palacio Schönbrunn son algunos de esos lugares mágicos que vale la pena visitar si vas a hacer una estancia en la capital austriaca para aprender alemán.

También es importante que estés a gusto en el ambiente y los alrededores. Si vas a hacer una estancia larga y tienes tiempo, vale la pena conocer los alrededores de Viena, por ejemplo hacer una excursión a Bratislava. Austria no es un país demasiado grande, pero es de una extraordinaria belleza.

Nuestros estudiantes de alemán regresan con la sensación de que es un lugar magnífico, en el que se puede disfrutar de buenos restaurantes, preciosos parques y el mejor tiempo de ocio. En nuestra escuela de alemán en Viena, además, encontrarás la oportunidad de conocer a otros estudiantes y hacer amistades con las que irte a recorrer esta maravillosa ciudad.

Fecha de publicación: